Mirar hacia dentro

Abruma la campaña mediática de Mediaset para que todos vayamos a ver (redundancia) Un monstruo viene a verme. No estoy seguro si fui al cine por la promoción o por mi interés propio. Creo que por vivirla con amigos. Técnicamente es impecable, pero bastante dura. Muchos de ustedes llorarán. Habla de afrontar lo inevitable. Desde la mirada de un niño. Si han vivido un caso cercano, les removerá por dentro. A mi me sucedió.

No sé a ustedes, pero uno que está muy acostumbrado a la narrativa visual y escrita, lleva una temporada que le atraen más las historias que se centran en mirar hacia dentro que en las tramas sin descanso ni cuartel. Será cosa de la edad. Por eso están teniendo éxito las biografías de Karl Ove Knausgård o James Rhodes. Me parece muy valiente abrirse en canal.

Y tampoco es de extrañar que muchos creamos que The Leftovers, Transparent o The Affair son de lo mejor de las últimas temporadas seriéfilas (sí, claro, Games of Thrones y Fargo, también). Son experiencias emocionales de primer orden. La desesperación ante la perdida humana, la búsqueda de la propia identidad, la dificultad de amar linealmente. Son tres ejemplos de historias bien narradas mirando hacia lo profundo de uno mismo.

Porque nadie de nosotros estamos a salvo de la condición humana.

¿Quién sabe exactamente adónde va, qué quiere o qué siente?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s