Se me sube el azúcar

Una de conversaciones reales:

Justo enfrente de la Fuente de las Ranas habita esa mítica tienda de electrodomésticos donde todos, alguna vez, nos hemos detenido a mirar la tele por el escaparate.

Ayer, bajando de la Funda, asistí estupefacto a la conversación de dos cincuentonas (casi sesentonas) ante la imagen de un joven rubio de pecho desnudo y escultural acostado en una cama:

CINCUENTONA A: Uuuuuy, chica, mira que tío!!!

CINCUENTONA B: Buaaaa, està poc bo! (Sí, una hablaba en castellano y la otra le respondía en valenciano)

CINCUENTONA A: Vamonos, que me pongo mala.

CINCUENTONA B: A vore si te va a pujar el sucre, mari.

Por cierto, había otro hombre, a la vez, mirando la tele ante el escaparate.

Les juro que las miró cómo si le hablaran de él.

PD. Yo sé una cosa que tú no sabeeees (un “tú” impersonal y global) y, de buena tintaaaaa, ale, ale y ale. Bueno, dos. Bueno, tres, pero está la he averiguado yo solito.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s